hidromasangre

quiero decir todo lo que quiere decir yo

siempre y cuando la ansiedad, el poder
dejen que mi torpeza innata hable, escriba

aunque lo que permanece de mí no es otra cosa que este organismo de locura
cúmulo de materia inerte que transita por ese limbo donde las ideas y la acción se turnan para arrojarse sobre el instinto

un baño de sangrespuma que me lleva a lugares encantados con seres misteriosos de piedras y cardones, capaces de recomendar…
la cobardía como leña
ponerse en las vías del tren cuando uno está por pasar
saltar de una ventana
saltar por una ventana
tomar veneno
tomar pastillas
comer kilos de chocolate (light)
comer hamburguesas fritas por payasos
pegarse un tiro en la nuca (o donde sea que estén los sesos)
o dentro de la boca (o donde sea que esté el lenguaje)
saltar por la cama
saltar de la cama
nadar
ir al trabajo;
ver a la compasión con su loro y reír sin motivo
insultar a la misericordia antes que acabe
dinamitar la poesía
procrear donde nunca antes…

quiero decir y no
es mi propia obsesión lo que me detiene
si la autodestrucción tuviera pedales apretaría el que sirve para acelerar
o intentaría ubicar el freno de mano
porque no soporto
la belleza que ostenta agonía
ni entrever por el último pedacito de ventana
cómo la esperanza juega al truco con la maldad

2 comentarios:

Lau dijo...

"cómo la esperanza juega al truco con la maldad". me gustó. (creo que algunas veces he sentido lo mismo)

saludos.

camaleon dijo...

ese marto, ésta es la segunda vez que me inspiras a darle más fuerza a las letras. gracias.

a saltar por las ventanas compadre...



carlos